Viene a México nueva generación de Acadia

General Motors México anunció que la nueva generación de Acadia será presentada en nuestro país a partir del 15 de agosto de este año, un modelo 2017 que contará con dos versiones denominadas SLT y Denali, así como un rediseño tanto interior como exterior.

Destaca al interior de este crossover la incorporación de un sistema de seguridad que notifica a la conductora si hay alguien o algo que permanece en alguno de los asientos traseros, permitiendo así evitar que algún niño pueda verse fatalmente afectado por insolación.

Como parte del equipamiento interior, incluye un sistema de infoentretenimiento con pantalla de 8 pulgadas que permite el uso de navegación GPS con mapas 3D, Bluetooth, e integración para smartphone con Apple Car o Android Auto, y el sistema de asistencia para navegación o emergencias OnStar; los acabados, con distintas combinaciones, incluyen cortes de aluminio.

Con respecto a seguridad, este vehículo incluye ocho bolsas de aire distribuidas de forma delantera central, delantera lateral, cortina, y rodilla para el puesto de conducción; sobresale la incorporación de diversos sensores de ayuda para detectar, por ejemplo, obstáculos laterales en espejos y de tráfico cruzado, incluyendo el de reversa con cámara de visión trasera.

La armadora estadounidense informa que la estructura de la nueva Acadia es menos pesada, con 317 kilos menos que beneficiarán al rendimiento en el consumo de gasolina para colocarse en un aproximado de 11.3 kilómetros por litro combinados en carretera, además de que cuenta con un sistema que apaga el motor en alto total y lo enciende inmediatamente cuando se arranca de nuevo.

El motor de la Acadia 2017 es un V6 de 3.6 litros y 310 Caballos de Fuerza, con 271 libras pie de torque ajustado a una transmisión automática de seis velocidades y tracción en las cuatro ruedas, lo que se traduce en una capacidad de arrastre cercana a los 1,814 kilos; de acuerdo con General Motors, este nuevo motor es más eficiente que el equipado en versiones anteriores, además de que se integra al tren motriz con una suspensión denominada Flexride con cinco modos de manejo disponibles en versión Denali.

El diseño exterior también recibe mejoras y se acopla a la línea que GMC desea comunicar en sus diseños más recientes: parrilla con forma de panal, faros LED de marcha diurna en forma “C”, faros traseros igualmente con LED, y un quemacocos panorámico doble.

General Motors pide $681,000 pesos por la versión SLT, y $741,000 pesos por la versión tope Denali; este vehículo es fabricado en la planta de la armadora en Spring Hill, Tenessee, Estados Unidos.

 

Autor: David Zepeda Martínez
Ciudad de México