Quick test: JAC SEI 2: con la mirada en el mercado de las SUV compactas

Finalmente, en Tracción Femenina pudimos tener un acercamiento al manejo y características de uno de los modelos que la marca china JAC comercializa ya en nuestro país de la mano de Giant Motors Latinoamérica desde abril pasado: SEI2, una SUV compacta que tanto por su equipamiento, motor y calidad de materiales se presenta como una opción seria a considerar si buscas una SUV compacta, o es la primera vez que adquirirás un vehículo de estas características.

Debo confesar que esperaba encontrarme con algo diferente de la SEI2 debido a su origen y a la experiencia que dejó en el consumidor la primera incursión de una marca china en México hace ya más de 10 años, pero me ha sorprendido gratamente, especialmente por la calidad y cantidad de detalles de sus acabados tanto al interior como al exterior.

Esto lo pude constatar al tocar un acabado del tablero con textura acolchada, el volante y la palanca de la caja de cambios CVT automática forrados en piel con costuras rojas y el uso del color “cromo” en marcos de diversas partes del interior; todo esto proporciona la sensación de estar en un vehículo de un nivel o línea superior.

El equipamiento es amplio: computadora de viaje, pantalla táctil con fondos personalizables que centraliza el audio, sistema de monitoreo de presión de llantas, cámara de reversa con alerta sonora para estacionamiento, y compatibilidad con Bluetooth, USB y cable auxiliar.

La lista continúa e incluye porta lentes para el conductor del lado superior izquierdo, visera con espejo de vanidad y luz, aire acondicionado, asiento del conductor con ajuste de altura y distancia, rines de aluminio y pinzas de frenado color rojo al interior de los mismos.

En cuanto a seguridad, incluye lo necesario para colocarse en una buena posición frente al segmento y equipa frenos ABS, control de estabilidad, distribución electrónica de frenado, bolsas de aire para conductor y pasajero delantero, fijación de asiento tipo ISOFIX para silla de bebé y asistencia de frenado para arranque en pendientes.

Parte del equipamiento exterior consiste en faros de halógeno con proyector tipo “lupa” de encendido automático de rápido funcionamiento una vez que se detecta la obscuridad en el ambiente, faros diurnos de LED, iluminación de asistencia en curva y faros de niebla delanteros y traseros; el medallón trasero cuenta con limpiador.

Todos los vidrios son eléctricos, pero el del conductor tiene sistema anti-aprisionamiento y ascenso/descenso de un solo toque; hay espejos laterales eléctricos, uno con calefacción para quitar gotas de agua o empañamiento durante lluvias; tiene también computadora de viaje en el tablero.

El manejo

Desde que tomamos la posición de conducción y empezamos circular por las calles percibimos que este vehículo puede orientarse perfectamente para el público femenino, y es que si bien hay diversidad y variedad de conductoras, la seguridad que transmite, así como la suspensión que absorbe bien las irregularidades de las calles son factores que se suman a un manejo relajado orientado a un consumo razonable y confortable; la dirección de asistencia eléctrica juega un papel importante en sustentar esta idea porque asiste en todo momento y en cualquier velocidad dentro de los límites del reglamento de tránsito en una urbe como la Ciudad de México.

El motor de 1.5 litros y 112 Caballos de Fuerza responde bien a la caja CVT automática, aunque esta última también está orientada a la tranquilidad, comodidad y consumos racionales de combustible, hay que exigirle un poco si se desea hacer un rebase o adelantamiento, y en ese sentido la opción de manejo “manual” permite tener un control más preciso de la velocidad que puede llegar a desarrollar el vehículo. El consumo en este breve Quick Test de la SEI2 fue 15.78 kilómetros por litro; insisto, fue un breve acercamiento en consumo urbano bajo condiciones de uso relajadas y acorde al reglamento de tránsito de la Ciudad de México por breve tiempo, por lo que una prueba a largo plazo podrá ofrecernos una realidad más próxima al uso cotidiano.

Independientemente de que tiene control de estabilidad, el vehículo en uso racional es estable y ofrece seguridad y la sensación de estar en un vehículo sólido, e incluso los asientos acomodan bien el cuerpo y lo fijan adecuadamente en curvas algo cerradas; creemos que te resultarán cómodos, y podemos decirte que la apertura de las puertas es adecuada tanto para subir como bajar, incluso si vistes falda, debido a la amplitud necesaria.

Finalmente, podemos comentarte que los dos vehículos que ofrece la marca, tanto SEI2 como SEI3, cuentan con cinco años de garantía y la promesa de la marca de ofrecer disponibilidad total de refacciones, lo que ofrece seguridad respecto de la permanencia y fortaleza de la marca en nuestro país.

Esta unidad de versión única tiene un precio de $259,000 pesos, que lo posiciona bien frente a su competencia y que además cuenta con argumentos de calidad y equipamiento que podrían convencerte de adquirir una; considera que es de reciente ingreso al mercado y llama la atención por su diseño por lo que tendrás un tiempo de ser el centro de las miradas cuando circules por las calles.

Autor: David Zepeda Martínez
Ciudad de México

*Imágenes: Andrés Coria Ladrón de Guevara.