Mujer: tenemos para ti la explicación definitiva de torque y potencia

¿Alguna vez has escuchado el término “torque” o Caballos de Fuerza? Parecieran palabras complicadísimas y aburridas pero créeme que son de lo más sencillas, ¡en esta nota te las explicaremos! ¿Alguna vez te han dicho que debes calentar tu coche antes de usarlo? Hoy también te resolveremos esta duda.

TORQUE Es un concepto realmente muy sencillo, ¿alguna vez has visto los juegos del parque que se llaman “sube y baja”? Es un tubo con asientos en cada extremo que se balancea sobre otro puesto transversalmente para que dos personitas se sienten, ¡y literalmente suban y bajen! Muy divertido ¿verdad? Pues ahí estamos viendo un claro ejemplo de la función del llamado torque, en términos generales podemos decir que es una “palanca” que al aplicar una fuerza  en un extremo que bien podría ser el peso de una persona para poder mover un objeto o a otra persona en una determinada distancia.

Justo esto es lo interesante pues eso mismo sucede en tu coche: el motor al funcionar proporciona esa “fuerza” y  el torque se encarga de multiplicarla apoyado por caja de velocidades para poder mover el mismo sin mayor esfuerzo; ¡otro claro ejemplo son los pedales de tu bici! En ese caso tú proporcionas la fuerza y el brazo de los pedales transfiere ésta a la llanta trasera para poder moverte y disfrutar tu recorrido sin mayor esfuerzo.

POTENCIA Se podría traducir en la cantidad de caballos que tiene un motor, ¡pero no crean que tiene a unos “ponis” encerrados ahí dentro! Claro que no, antes de que existieran coches como los conocemos hoy en día existieron las carretas que eran jaladas por caballos, en su momento fue la única fuerza conocida por el ser humano para mover un objeto a grandes distancias y de ahí se tomó este término.

Intentemos explicarlo: imagínate en el gym y estas levantando pesas, imagina puedes cargar casi 70 kilos en un segundo a la altura de un metro, además hacerlo sin cansarte por tiempos prolongados, suena de locura, ¿verdad?; pues ahí lo tienes, ¡ese esfuerzo que acabas de hacer equivale a poco menos de un caballo! Y tu auto tiene muchos, aunque el tuyo sea pequeño, créeme que es muy potente. Para poder moverlo a una velocidad promedio de 70 km por hora se necesitarían cerca 700 personas realizando el mismo esfuerzo, para ustedes chicas es muy sencillo ¡solo llaman a su club de amigas y listo!

¿Se debe prender el auto y dejar calentar el motor antes de usarse o no?
Es un tema que todavía genera mucha polémica, la idea viene de los motores de hace 30 años que se fabricaban grandes y pesados porque ocupaban mucho metal así que requerían primero calentarse unos cinco minutos aproximadamente antes de usarse, y mucho más con un clima frío como el de nuestra ciudad en estos días; pues bien en la actualidad con la tecnología que se usa para fabricarlos, la combinación de metales con los que se hacen sugiere que ya no es necesario esperar a que se calienten para empezar a usarlos, cosa que es realmente de utilidad para reducir la contaminación y gastar menos combustible sobre todo al precio que esta hoy en día, aunque también esto NO significa que puedes encender tu vehículo y acelerar a fondo como si estuvieras en una pista de carreras, al final del día el motor sigue siendo de metal y se desgasta así que te recomiendo que aceleres moderadamente para que no le provoques un posible daño. También acude periódicamente a tu taller de confianza para que chequen tu auto de manera preventiva.

Autor: Omeócatl Moya Venosa

Ciudad de México

*Imágenes: archivo Tracción femenina.